Clínica Especializada en el Suelo Pélvico y Embarazo

Ver más

DOLOR PÉLVICO CRÓNICO

La Fisioterapia, una herramienta eficaz en el Tratamiento del Dolor Pélvico

Hablamos de Dolor Pélvico Crónico como un síndrome caracterizado por la presencia de dolor en la región pélvica que se prolonga durante al menos seis meses, ya sea de forma continua o intermitente. El dolor no está necesariamente asociado a ciclos menstruales o a relaciones sexuales.

 

El diagnóstico de este síndrome resulta complejo por lo que, las personas que lo padecen realizan un largo peregrinaje derivados de unos especialistas a otros. Por este motivo, en muchas ocasiones, el diagnóstico se retrasa y como consecuencia su tratamiento.

 

Tanto hombres como mujeres pueden sufrir Dolor Pélvico Crónico independientemente de su edad y, en ocasiones, puede llegar a ser muy incapacitante disminuyendo en muchos de ellos su calidad de vida.

Los Síntomas más comunes que se encuentra el paciente son:

 

  • Dolor perineal a veces acompañado de pinchazos

  • Disfunción sexual o dolor durante las relaciones sexuales

  • Dificultad en la defecación

  • Problemas en el llenado y vaciado de la vejiga que pueden venir acompañadas de quemazón

  • Sensación de peso a nivel de la pelvis

  • Dolor visceral

  • ¡DOLOR, DOLOR Y DOLOR!

 

Es muy importante romper ese ciclo de dolor lo antes posible ya que cuanto más tiempo persistan los síntomas, mayor puede ser el componente de sensibilización del sistema nervioso.

 

Se trata de un síndrome complejo y el dolor que el paciente tiene puede afectar a su calidad de vida de forma importante. Si no se resuelve de forma eficaz, el dolor puede hacerse crónico y todos sabemos que vivir con el dolor afecta a todos los ámbitos de nuestra vida. Además, un músculo que está acortado e hipertónico durante mucho tiempo puede afectarse de tal forma que luego no sea capaz de recuperarse de forma óptima. Es por ello importante que sea diagnosticado de forma eficaz y temprana.

 

La Evidencia Científica aconseja la Fisioterapia como una herramienta eficaz en su tratamiento. Si las causas tienen su origen a nivel muscular o esta región se ha visto afectada, la fisioterapia puede ayudar a su recuperación trabajando toda la estructura muscular, relajándola y liberando las posibles adherencias o tensiones musculares y fasciales que hayan podido generarse.

Algunas de las Causas del Dolor Pélvico Crónico pueden ser:

Prostatitis Crónica Abacteriana


La Prostatitis Crónica es un síndrome caracterizado por:

  • Dolor localizado en el periné, área suprapúbica y genitales externos
  • Dolor durante la eyaculación o tras ella
  • Síntomas urinarios: Dificultad en la micción o alteraciones en el chorro de la orina, así como escozor o ardor durante la misma, sensación de vaciado incompleto de la vejiga
  • Sensación de “pelota de golf” en el recto
  • Dolor en la punta del pene
  • Dolor durante la defecación o tras ella
  • Dolor en el periné
  • Dolor por encima del pubis

Como consecuencia de esta sintomatología, la musculatura perineal, abdominal y glútea puede reaccionar contrayéndose y generar un estado de hipertonía muscular en toda la zona.

Mediante Técnicas de Fisioterapia, podemos realizar terapias globales y analíticas que ayudan a relajar y liberar las tensiones musculares y fasciales de las estructuras que forman parte de la pelvis:

  • Liberación de la hipertonía muscular tanto perineal como abdominal
  • Movilidad de las estructuras musculares y ligamentosas que pueden verse afectadas
  • Estiramientos globales y analíticos de los diferentes grupos musculares que forman parte del Complejo Abdomino-Lumbo-Pélvico
  • Técnicas de bombeo y drenaje linfático para la mejora de la vascularización pélvica
  • Técnicas miofasciales
  • Corrección postural




Síndrome Miofascial


Es la causa más frecuente de dolor de Suelo Pélvico. El Síndrome de Dolor Miofascial se caracteriza por la presencia de Puntos Gatillo que son localmente dolorosos cuando se presionan y estimulan dentro de grupos musculares que se encuentran contraídos, acortados y con un aumento del tono muscular del Suelo Pélvico.

Los Síndromes Miofasciales más frecuentes a nivel del Suelo Pélvico son:

  • Síndrome del Músculo Elevador del Ano
  • Síndrome del Músculo Obturador Interno

Para conseguir relajar y elastificar la musculatura pélvica que se encuentra hipertónica y con la presencia de Puntos Gatillos, la Fisioterapia aplica diferentes técnicas y estrategias para el tratamiento del Síndrome Miofascial:

  • Terapia Manual:
    • Técnicas de Masaje y Elastificación muscular tanto vía interna como vía externa para ayudar a movilizar y por lo tanto a relajar la musculatura implicada o que pueda estar contraída y con presencia de puntos gatillos: Músculos Obturador Interno, Elevador del Ano, Isquiococcígeo, Piramidal y Glúteos, principalmente
    • Desbloqueo del Diafragma para que haya una buena movilidad en el suelo pélvico y en el abdomen
    • Relajación de la Musculatura Abdominal para evitar el exceso de presión sobre la musculatura del Suelo Pélvico
    • Liberación de los Puntos Gatillos con presiones digitales o con punción seca
    • Corrección Postural
    • Tratamiento de las Cicatrices pélvicas, perineales o abdominales
  • Liberación de las restricciones de movilidad en las Fascias mediante técnicas de Inducción Miofascial
  • Estiramiento Globales y Analíticos de los diferentes grupos musculares que forman parte del Complejo Abdomino-Lumbo-Pélvico
  • Electroterapia: Con el objetivo de relajar los músculos del Suelo Pélvico y disminuir así el dolor
  • Uso del Biofeedback para el aprendizaje del control muscular perineal, especialmente para que la persona aprenda a relajar su Suelo Pélvico
  • Técnicas de Educación en el Dolor




Síndrome del Músculo Elevador del Ano


Se caracteriza por ser un dolor que puede ser recurrente o constante, que es descrito como una sensación de aumento de presión o de peso en el recto. Empeora al estar sentado y puede mejorar estando de pie o acostado, algunos pacientes lo describen como “sentarse en una pelota” o “tener una pelota en el recto”.

Para conseguir relajar y elastificar la hipertonía presente en el Músculo Elevador del Ano, la Fisioterapia aplica diferentes técnicas y estrategias para el tratamiento del Síndrome Miofascial:

  • Terapia Manual:

    • Técnicas de Masaje y Elastificación muscular tanto vía interna como vía externa para ayudar a movilizar y por lo tanto a relajar la musculatura implicada o que pueda estar contraída y con presencia de puntos gatillos: Músculos Obturador Interno, Elevador del Ano, Isquiococcígeo, Piramidal y Glúteos, principalmente

    • Desbloqueo del Diafragma para que haya buena movilidad en el suelo pélvico y en el abdomen

    • Relajación de la Musculatura Abdominal para evitar el exceso de presión sobre la musculatura del Suelo Pélvico

    • Liberación de los Puntos Gatillos con presiones digitales o con punción seca

    • Corrección Postural

    • Tratamiento de las Cicatrices pélvicas, perineales o abdominales

  • Liberación de las restricciones de movilidad en las Fascias mediante técnicas de Inducción Miofascial

  • Estiramiento Globales y Analíticos de los diferentes grupos musculares que forman parte del Complejo Abdomino-Lumbo-Pélvico

  • Electroterapia: Con el objetivo de relajar los músculos del Suelo Pélvico y disminuir el dolor

  • Uso del Biofeedback para el aprendizaje del control muscular perineal, especialmente para que la persona aprenda a relajar su Suelo Pélvico

  • Técnicas de Educación en el Dolor




Síndrome del Obturador Interno


Dolor en el Suelo Pélvico en general y sensación de pelota de golf en el recto.

Para conseguir relajar y elastificar la hipertonía presente en el Músculo Obturador Interno, la Fisioterapia aplica diferentes técnicas y estrategias para el tratamiento del Síndrome Miofascial:

  • Terapia Manual:
    • Técnicas de Masaje y Elastificación muscular tanto vía interna como vía externa para ayudar a movilizar y por lo tanto a relajar la musculatura implicada o que pueda estar contraída y con presencia de puntos gatillos: Músculos Obturador Interno, Elevador del Ano, Isquiococcígeo, Piramidal y Glúteos, principalmente.
    • Desbloqueo del Diafragma para que haya buena movilidad en el suelo pélvico y en el abdomen
    • Relajación de la Musculatura Abdominal para evitar el exceso de presión sobre la musculatura del Suelo Pélvico
    • Liberación de los Puntos Gatillos con presiones digitales o con punción seca
    • Corrección Postural
    • Tratamiento de las Cicatrices pélvicas, perineales o abdominales
  • Liberación de las restricciones de movilidad en las Fascias mediante técnicas de Inducción Miofascial
  • Estiramiento Globales y Analíticos de los diferentes grupos musculares que forman parte del Complejo Abdomino-Lumbo-Pélvico
  • Electroterapia: Con el objetivo de relajar los músculos del suelo pélvico y disminuir el dolor
  • Uso del Biofeedback para el aprendizaje del control muscular perineal, especialmente para que la persona aprenda a relajar su Suelo Pélvico
  • Técnicas de Educación en el Dolor




Cistitis Intersticial


La Cistitis Intersticial es la inflamación crónica de la pared de la vejiga, la cual hace que ésta sea incapaz de funcionar correctamente. Las personas con Cistitis Intersticial sienten con frecuencia molestias, presión, sensibilidad o dolor en la vejiga, en la parte inferior del abdomen y/o en la zona pélvica.

Los síntomas varían de una persona a otra, pueden ser leves o fuertes y hasta cambiar en cada persona a medida que pasa el tiempo. Es más común en las mujeres que en los hombres.

Como consecuencia de este dolor, la musculatura perineal puede verse afectada aumentando su tono y perder la capacidad para relajarse provocando de esta manera, dolor perineal o incluso dolor a nivel abdominal.

Síntomas más frecuentes:

  • Urgencia para orinar

  • Tener la necesidad constante de orinar tanto de día como de noche

  • Dolor durante el llenado de la vejiga que, a menudo se calma cuando la persona orina

  • Dolor Perineal

  • Dolor Abdominal, en el bajo vientre

  • Dolor al orinar, puede incluso que cueste que salga la orina

  • Dolor en relaciones sexuales

Los Tratamientos Especializados que se pueden realizar desde la Fisioterapia son:

  • Técnicas de Elastificación y Relajación de la Musculatura tanto Perineal como Abdominal

  • Reeducación de la vejiga, tratar la urgencia urinaria

  • Técnica de Biofeefback para el control y aprendizaje de la relajación de la musculatura perineal

  • Técnicas de movilización perineal global y bombeo pélvico para un mejor drenaje de la zona afectada




Atrapamiento del Nervio Pudendo o Neuralgia del Nervio Pudendo


El Nervio Pudendo se encarga de aportar la inervación sensitiva y motora del Suelo Pélvico. El dolor generalmente es unilateral y empeora a lo largo del día.

Los principales Síntomas de Compresión del Nervio Pudendo o Neuralgia Pudenda son:

  • Dolor Perineal es el más frecuente, que se agrava al sentarse, disminuyendo o desapareciendo al ponerse de pie. Habitualmente, el dolor es ausente al acostarse

  • Disfunción durante la micción o defecación

  • Disfunción Sexual

  • Puede tener características neuropáticas como sensación de hipoestesia, entumecimiento, hormigueo perineal e incluso fuertes descargas eléctricas

Todo ello conlleva a desarrollar un Síndrome Miofascial de la Musculatura del Suelo Pélvico por lo que la Fisioterapia resulta una excelente herramienta para tratar el Dolor generado por el Atrapamiento o Neuralgia del Nervio Pudendo.




Vulvodinia


Dolor en la zona vulvar de tipo escozor, quemazón o irritación sin ninguna causa identificable. La localización, persistencia y severidad del dolor varían entre las mujeres que la sufren.

Existen 2 tipos:

  • Vulvodinia Localizada: Las mujeres afectadas tienen dolor sólamente en una parte de la vulva. Si el dolor es en el vestíbulo se llama vestibulodinia. En este caso el dolor aparece con el contacto o con la aplicación de presión en la zona afectada.

  • Vulvodinia Generalizada: El dolor suele aparecer de manera espontánea.




Dolor de Coxis – Coccigodinia


Dolor presente en el Coxis y en la Articulación Sacro-Coccígea así como en las estructuras blandas que las rodean.

La Coccigodinia o Dolor en el Coxis puede variar desde una leve molestia a un dolor en la punta del coxis con irradiación hacia la parte inferior del sacro y del Suelo Pélvico. La sintomatología más frecuente es:

  • Dolor al sentarse sobre superficies duras

  • Dolor al pasar mucho tiempo sentado y, especialmente dolor por el cambio postural de sentado a estar de pie

  • Hipersensibilidad a la palpación del coxis

  • Dolor en relaciones sexuales o dispareunia

  • Síndrome de elevador del ano

Sus Causas más frecuentes son:

  • Una caída de culo

  • Tras un parto vaginal en el que el Coxis puede tener una subluxación posterior

  • Hipertonía de la musculatura de Suelo Pélvico que irrita sus inserciones a nivel del Coxis

La Fisioterapia puede aportar diferentes técnicas de gran ayuda para el manejo del dolor y la disfunción musculoesquelética, con la ventaja de no producir efectos secundarios y ser mínimamente invasiva, por lo que puede considerarse como un tratamiento de primera elección

Algunas medidas empleadas desde la fisioterapia para combatir la Coccigodinia son:

  • Movilización suave del Coxis

  • Técnicas de liberación miofascial para aliviar las restricciones que se hayan podido generar

  • Relajación de los ligamentos sacrociáticos y sacrococcígeos

  • Relajación muscular del Suelo Pélvico, la muscultura piramidal y glútea que suele verse afectada en estos casos como consecuencia del dolor




Endometriosis


La Endometriosis, es una enfermedad crónica que afecta a mujeres en edad reproductiva y que aparece cuando el endometrio (capa mucosa que recubre el útero y que se desprende en la menstruación) crece fuera del útero en forma de quistes como son los ovarios, las trompas de Falopio, los ligamentos pélvicos y en las zonas intestinales bajas.

El Tratamiento de Fisioterapia Especializada se centrará en la mejora y disminución de los Síntomas que puede presentar la Endometriosis tales como:

  • Dolor Pélvico
  • Dispareunia o dolor en relaciones sexuales
  • Adherencias fasciales y ligamentosas que pueden originarse
  • Dolor durante la defecación
  • Dolor lumbar inespecífico
  • Dolor menstrual muy intenso e incapacitante

Éstas son algunas de las técnicas que pueden realizarse desde la Fisioterapia en el manejo del dolor de la Endometriosis:

  • Técnicas manuales: Tanto a nivel externo como intravaginales, para liberar adherencias o tensiones musculares
  • Masaje perineal y estiramiento suave de la musculatura tanto del Suelo Pélvico, como abdominal y glútea para ayudar a relajarla
  • Estiramientos Globales y Analíticos de los diferentes grupos musculares que forman parte del Complejo Abdomino-Lumbo-Pélvico
  • Trabajo postural
  • Control de la respiración para ayudar a la relajación muscular y el bombeo pélvico
  • Técnicas Instrumentales como el Biofeedback para aprender a relajar la musculatura perineal
  • En el caso de Cirugía: La Fisioterapia de Suelo Pélvico resulta muy importante para evitar que se generen nuevas adherencias provocadas por la propia intervención y contribuir con ello al manejo del dolor
  • Aprendizaje de la Técnica Hipopresiva para ayudar a reducir las tensiones fasciales y colaborar con el drenaje abdominal y pélvico

El papel de la Fisioterapia Abdomino-Lumo-Pélvica en el tratamiento de la Endometriosis resulta una herramienta muy eficaz porque consigue aliviar considerablemente el dolor muscular generado por las adherencias tan frecuentes en esta patología. Gracias a la Fisioterapia Especializada se obtiene también una mejora de la calidad de vida en estas mujeres.





El dolor es todo aquello que el cerebro considera como una amenaza

           Lorimer Moseley

Contáctame

Especialista en el Tratamiento de las patologías del Suelo Pélvico y Reeducación Abdominal

Centro Sanitario Urdax. C/ Monasterio de Urdax, 14. Consulta 10. 31011 Pamplona. Tel. 699 57 20 63

Fisioterapeuta Tania Ruiz

Centro Sanitario Urdax

C/ Monasterio de Urdax, 14 - Consulta 10.

31011 Pamplona

M. 699 57 20 63

Suelo Pélvico en Pamplona

Centro de Fisioterapia

especializado en el tratamiento

de las patologías del Suelo Pélvico

Aviso Legal | Política de privacidad

Sígueme y mantente

actualizado:

  • YouTube
  • Instagram
  • Wix Facebook page